2

Empresarios acusados por fraude recibieron contratos del Estado durante la pandemia en Honduras

Involucrados anteriormente por actos de corrupción en Salud Pública han sido favorecidos con millonarios contratos en plena crisis del coronavirus, algunos todavía están siendo investigados.


Empresas ligadas a Miguel Ernesto Flores Cisneros recibieron contratos por 327 mil dólares en el marco de la emergencia provocada por el Covid-19 en Honduras, según una investigación de Expediente Público.

Miguel Ernesto Flores Cisneros es propietario de Laboratorios Internacional (Lain) y fue declarado culpable en enero 2019 por el delito de fraude en perjuicio de la empresa Astropharma. Laboratorios Internacional distribuyó medicamentos adulterados y de baja calidad al sistema de salud público. Un caso conocido en Honduras popularmente como las “pastillas de harina”. (Descargue).

Las empresas ligadas a Flores Cisneros beneficiadas durante la pandemia son Droguería Pharmaetica, que recibió contratos por 3.8 millones de lempiras (153 mil dólares) y Vida Inversiones, que obtuvo 4.3 millones de lempiras (173 mil dólares) por la venta de gel antibacterial. (Descargue).

De acuerdo con documentos conseguidos por Expediente Público, Flores Cisneros es socio de Droguería Pharmaetica y Vida Inversiones. (Descargue).


Gel de mala calidad 

A inicios de agosto de este año,  el Ministerio Público inició una investigación por compras que la Comisión Permanente de Contingencias (Copeco) hiciera a Vida Inversiones por un monto de 4.3 millones de lempiras, pues se presume que recibieron gel antibacterial de mala calidad.

Una reciente publicación de El Heraldo, del 10 de julio de 2020, revela que el gerente de la empresa Vida Inversiones, Miguel Flores, es esposo de la comisionada presidenta del Instituto Hondureño de Transporte Terrestre (IHTT), Pyubani Williams.

De acuerdo a los hallazgos de El Heraldo, la empresa Vida Inversiones, conocida como Vinsa, no posee los permisos sanitarios para la elaboración de gel antibacterial por lo que no debió ser tomada en cuenta por Copeco como un proveedor.

Además, la Ley de Contratación del Estado en la segunda sección “Capacidad de los contratistas”, artículo 15, se prohíbe que los funcionarios públicos y más aún un comisionado, su esposo, cónyuge o familiar en cuarto grado de consanguinidad puedan participar en negocios con el Gobierno de Honduras.

Exonerados de impuesto 

El 14 de abril de 2020, Radio Progreso publicó que las empresas proveedoras de gel antibacterial no pagan impuestos por introducir al país materiales con el que elaboran el producto.

La investigación de Radio Progreso, señala que la industria farmacéutica podría ser uno de los sectores que más provecho saque de la crisis sanitaria que vive el país a raíz del Covid-19 ya que, gracias a la emergencia, el Estado les autorizó no pagar impuestos por introducir el material con el que elaboran el producto que le venden al Estado.

Luego de que el Congreso Nacional aprobara la exoneración de 14 empresas farmacéuticas en pago de impuestos por importación de sanitizantes (gel antibacterial) y medicamentos, el Estado suscribió contratos millonarios para que sean proveedoras oficiales de alcohol en gel.

Pastillas de harina 

De acuerdo con las autoridades de ese país, las aspirinas fabricadas por Laboratorios Internacional (Lain), conocidas como “pastillas de harina”, no cumplían con los requisitos mínimos que debe cumplir un medicamento.

Lain es propiedad de Miguel Flores Cisneros, quien fabricó y entregó en 2011 directamente a Secretaría de Salud, los fármacos que Astropharma les compró tras ganar una licitación y firmar contrato con el antiguo ministro de Salud, Arturo “Tuky” Bendaña.

La empresa Astropharma es propiedad Lena Gutiérrez, exvicepresidenta del Congreso Nacional y de su familia. Entre 2010 y 2014 suministró material farmacéutico adulterado a la Secretaría de Salud Pública, por lo que el Ministerio Público inició una investigación en 2015, luego de una denuncia realizada por la Asociación por una Vida Más Justa, (ASJ), pero el 20 de agosto de 2019, la Sala III del Tribunal de Sentencia de Tegucigalpa absolvió a la familia Gutiérrez de los cargos presentados en su contra bajo la justificación de “no haber encontrado prueba suficiente para acreditar los delitos imputados”.

No obstante, la culpabilidad cayó sobre Flores Cisneros, propietario de Laboratorios Internacional (Lain).  De acuerdo al fallo de enero 2019; esa empresa incurrió en el delito de otros fraudes porque vendió medicamentos a la empresa Astropharma que tenían problemas de disolución porque no cumplió con las normas exigidas por la Secretaría de Salud en 2011.

Por esa venta, el Ministerio Público levantó cargos contra la familia Gutiérrez dueños de Astropharma por delitos contra la salud pública, falsificación de documentos públicos, uso de documentos falsos y otros fraudes.

En el caso específico de la vicepresidenta del Congreso, Lena Gutiérrez, se agregó también el delito de fraude en contra de las finanzas del Estado; la familia gozaba de prisión domiciliaria y de acuerdo con la apelación interpuesta por el Ministerio Público, las pruebas eran contundentes y merecía prisión preventiva.

La empresa Astropharma utilizó cinco registros sanitarios falsos para participar en el proceso de licitación de medicamentos de la Secretaría de Salud, según el Ministerio Público. La acusación está ligada a la venta de medicamentos adulterados que denunciaron miembros de la Comisión Multipartidaria del Congreso Nacional de Honduras nombrada para conocer los avances en los casos de corrupción emblemáticos que lleva el Ministerio Público.

Esas investigaciones revelan que el medicamento conocido como ácido acetilsalicílico no contaba con el registro sanitario correspondiente y tenía sustancialmente disminuida su calidad en relación a los efectos positivos que debía tener en los pacientes.

También se simuló la venta de la empresa Astropharma en 2009 (propiedad de la familia Gutiérrez), para tratar de evadir la prohibición existente contra sus propietarios de contratar con el Estado y lograron hacer creer que eran otros los beneficiarios de las adjudicaciones, no obstante, el Ministerio Público con las pruebas suficientes acreditó que dicha venta no fue real y que dicha transacción fue el artificio para simular la desvinculación de la familia Gutiérrez con la empresa para ser favorecidos con los contratos del sistema de salud pública.

Lena Gutiérrez fue incluida por el Departamento de Justicia de los Estados Unidos en el informe “Reporte al Congreso de los Estados Unidos sobre Corrupción en El Salvador, Guatemala y Honduras” por suponer la responsable de los delitos de fraude, falsificación de documentos y crímenes contra la salud.

Mascarillas sobrevaloradas 

Por otra parte, el Ministerio Público de Honduras también inició otra investigación el 6 de agosto, contra la empresa Gestión y Tecnología S.A. de C.V. (GyT) por por la venta sobrevalorada de 474,000 mascarillas N95 a Inversión Estratégica de Honduras (Invest-H).  

En la compra venta millonaria de 58.8 millones de lempiras están involucrado Juan José Lagos Romero y su esposa Waleska Zelaya Portillo, diputada nacionalista, quienes al vendieron al Gobierno a 107.25 lempiras cada mascarilla.

El proceso de investigación se abrió luego de una denuncia hecha por Consejo Nacional Anticorrupción, (CNA), publicado en su informe denominado “La corrupción en tiempos de Covid-19, parte 2”.

No obstante, Waleska Zelaya Portillo niega tener vínculos con esa empresa bajo el argumento que desde el año pasado su esposo dejó de ser socio.

Vende empresa para evadir responsabilidad  

Luego que las autoridades hondureñas iniciaran el proceso de investigación, la empresa Gestión y Tecnología S.A. de C.V. (GyT), protocolizó un documento de venta de acciones a favor de la empresa panameña Baudin Overseas Corp, cuyo representante legal es Marco Tulio Castro Canales.

El documento describe que la venta se dio en diciembre de 2019 pero hasta en julio de 2020 se inscribió el testimonio de la escritura pública en la Cámara de Comercio de Tegucigalpa.

Marco Tulio Castro Canales, siendo representante legal de Baudin Overseas Corp, fungió como notario en la compra venta de la empresa Gestión y Tecnología S.A. de C.V. (GyT), acción que quedaría sin validez ya que, de acuerdo con la Ley del Notariado en Honduras, en su artículo 18, establece son nulos los instrumentos públicos que contengan disposiciones a favor del Notario, de su cónyuge o de sus parientes dentro del cuarto grado de consanguinidad o segundo de afinidad que los autorice.

Además, Marco Tulio Castro Canales es el abogado defensor de Marco Antonio Bográn, quien está siendo investigado por las compras irregulares y mal manejo de los recursos públicos destinados para el combate del coronavirus en Honduras.

Recientemente Marco Tulio Castro Canales, también fue el abogado defensor de dos personas acusadas y posteriormente sobreseídas en el caso Pandora, además, fue la defensa de Lena Gutiérrez en el caso de Astropharma.

Mismos compradores de empresas de Lena Gutiérrez y diputada Zelaya 

Una publicación del periodista César Silva, realizada el 21 de agosto de 2020 en su programa Unetv, evidencia que las señoras Lilah Aoun y Querube C. de Núñez, figuran como socias de la empresa panameña Baudin Overseas Corp, cuyo representante legal es Marco Tulio Castro Canales.  (Descargue).

La empresa Baudin Overseas Corp adquirió la empresa de la diputada nacionalista Waleska Zelaya Portillo, implicada en sobrevaloración de mascarillas.

Las señoras Lilah Aoun y Querube C. de Núñez tienen otra empresa en Panamá denominada Blueriver Worldwide Inc, en esa también figura Marco Tulio Castro Canales como representante legal.

Las compañías Blueriver Worldwide Inc, adquirió en 2015 la sociedad mercantil 152 Río de Piedras, cuya propietaria era Lena Karim Gutiérrez.  (Descargue).

JOH: Inequidad de la ONU

Pese a las pocas transparentes contratataciones en el sector salud, el presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández, dijo el 21 de septiembre en la 75 Asamblea General de las Naciones Unidas que el gobierno de Honduras sigue esperando los medicamentos, equipos médicos y de bioseguridad que el gobierno compró y que no han sido entregados porque al inicio de la pandemia los países más poderosos adquirieron estos insumos médicos.

“Les pregunto: ¿qué va a pasar cuando estén listas las vacunas, los países en vías de desarrollo vamos a poder acceder a ellas de manera justa y pronta.
Tendrá esta generación de Naciones Unidas 75 años después el mismo compromiso de aquel entonces, de reinventarse, de estar a la altura de esta pandemia y sus desastrosas consecuencias? Esta respuesta solo la tienen ustedes”, expresó Hernández.

Agregó que “ojalá que no” haya violencia, migración, ni guerras, y preguntó: “¿Qué va a hacer el sistema de Naciones Unidas ante la inequidad para adquirir medicamentos?”.

Hernández también preguntó qué harán los organismos internacionales con la crisis sanitaria y otros problemas en el aspecto económico, el desafío del uso de la tecnología y la educación.

“Necesitamos menos burocracia y más resultados, resultados concretos, sobre todo ante esta guerra que libramos contra este enemigo invisible”, el covid, dijo el gobernante en su comparecencia virtual ante las Naciones Unidas.

Visualice todos los documentos aquí